Gachas de Olvera

Tras un quiero y no puedo, el otoño, con sus lluvías y frío, ha llegado para quedarse y, como se suele decir por estos lares, el cuerpo nos pide esos bocados energéticos y calentitos que, en la mayoría de los casos, están profundamente  ligados a la gastronomía más tradicional, la de toda la vida. Un buen ejemplo, las Gachas de Olvera, delicatesen de la Sierra de Cadiz