Cinco

5.- CASTILLO DE ZAHARA 

 

 

Hablar de almadrabas y de atún es hacerlo de Zahara de los Atunes, pequeño poblado marinero de origen fenicio que se desarrolló a lo largo del siglo XVI en torno a La Chanca, centro de la industria en torno al atún rojo que se capturaba en las ‘redes’ de Cabo de Plata.

En esta población se edificó el Palacio de Pilas, declarado Monumento Nacional en 1949 y Bien de Interés Cultural en 1985, en el que residían los Duques de Medina Sidonia en la época de la almadraba.

Sus murallas fueron el sostén para las nuevas viviendas en las que, a partir del siglo XVI, comenzaron a residir comerciantes, militares y almadraberos, dando vida a un pueblo que siempre ha mirado al mar, a su almadraba y a sus atunes como fuente de progreso y riqueza.

Una edificación que aún espera su momento para su puesta en valor.