Villaluenga

El Pleno de la Corporación Municipal de Villaluenga del Rosario celebrado el pasado miércoles día 30 de diciembre aprobó por unanimidad el procedimiento para que la Junta de Andalucia declare el Cementerio Municipal, antigua iglesia del Salvador (1722), Bien de Interés Cultural (BIC).

Desde el Consistorio se destaca que hay numerosos motivos que justifican la futura declaración de bien de interés cultural del cementerio municipal, igualmente el Ayuntamiento quiere contribuir a dar notoriedad a este patrimonio cultural de la historia del municipio.

 

El alcalde, Alfonso Moscoso, ha destacado “que más allá del valor artístico, también lo tiene histórico, y la situación del edificio actual hace necesaria una inversión millonaria para el mantenimiento y conservación del edificio, actuaciones encaminadas para su conservación y esplendor de un cementerio catalogado como de lo mas bellos de España”, así como la declaración de BIC hace justicia a uno de los edificios más emblemáticos del municipio, ha subrayado el alcalde.

 

El conocido BIC es la mayor distinción administrativa que se le puede otorgar a un bien, no es solo el honor de recibir esta categoría dentro del Patrimonio Cultural sino que también se le ofrece un trato especial y se establece automáticamente una serie de medidas encaminadas a proteger dicho bien y conservarlo. Por esta razón es tremendamente importante y puede ser determinante el que un Bien sea declarado o no BIC, pues en muchas ocasiones, de ello puede depender su integridad y perdurabilidad.

El Ayuntamiento solicitará a la Diputacion de Cádiz la contratación de experto catedrático en historia del arte para la realización del informe artístico del inmueble para su traslado a la Consejeria de Cultura de la Junta de Andalucia para la catalogación.

 

El Cementerio está situado en la parte alta del pueblo, ocupando la Iglesia del Salvador, de 1722, quemada durante la guerra de la independencia. De la iglesia del Salvador desaparecieron tras el incendio la cubierta y la bóveda del crucero, y se conservan el cornisamento de apoyo de la cúpula que quedó suspendido sobre las pechinas, la torre y los muros externos. Las ruinas de esta iglesia se constituyen en abrigo para sepulturas, distribuyéndose los niños y algunas tumbas en el lugar que ocuparían altares, bancos o rejas, resultando un conjunto de gran interés que sigue conservando el carácter sagrado del lugar.

La disposición del cementerio es irregular y de dimensiones reducidas. La forma de los enterramientos va desde los nichos más antiguos incrustados en los viejos muros de la iglesia, pasando por algunas tumbas en el suelo y nichos antiguos, hasta la moderna construcción de nichos de los últimos años.

 

De 1808 a 1814 Villaluenga, como toda España, se ve azotada por continuos saqueos franceses. Debido a la fuerte resistencia que presentaron al invasor, tanto hombres como mujeres, principalmente en el valle de la Manga, una vez que estos consiguen entrar en la población, el pueblo es saqueado e incendiado; como muestra de ello queda la Iglesia del Salvador.

Las ruinas de la Iglesia del Salvador, todavía siguen siendo de utilidad y actualmente cumplen las funciones de campo santo, siendo notorio su valor arquitectónico.

GALERIA FOTOGRÁFICA

 

No existe documentación de su construcción, pero los historiadores sin atreverse a dar fechas, dicen que por allí han pasado tres civilizaciones, basándose en el tipo de construcción. Aún conserva la torre donde queda inscrito, con losas de cerámica, que se rehabilitó en 1722; igualmente, se pueden contemplar la cúpula central de la iglesia y la sacristía.